Más Rumores sobre la Vuelta de The Libertines



The Libertines es uno de esos extraños casos en el mundo de la música.

Por un lado tenemos a Pete Doherty, un genio como pocos, pero que le gusta mucho el dinero. Por otro tenemos a Carl Barat, otro genio, pero que le gusta mucho la música. Les juntas a los dos y obtienes The Libertines, que han producido algo de lo mejor de la música en esta década en dos discos.

The Libertines se separan y Doherty monta Babyshambles, mientras que Barat monta Dirty Pretty Things. El primero se forra (aunque se lo gasta todo en droga y en Kate Moss, vamos que se lo gasta todo en droga) y el segundo desmonta el grupo porque "se estaba volviendo demasiado comercial".

Hasta ahí todo correcto. Entonces llega la gran ocasión cuando les ofrecen dos millones de libras por tocar como The Libertines en los festivales de Reading/Leeds. Barat se niega porque dice que cuando se vuelvan a juntar será por la música, no por el dinero, que lo último que quiere hacer es volver a los Libertines porque Pete le manda malas vibraciones (está un poco pasado de la cabeza con el tema del Karma), y que antes tienen que ser amigos, además de tener serias dudas sobre como respondería Doherty en el escenario. Doherty contesta, y esto ya es cita literal, que "podemos ser amigos, amigos que hacen mucho dinero juntos, porque yo estoy pobre y sé que el no tiene ni un penique". Igualmente, Pete Doherty unilateralmente anuncia que en 2010 podrían volver a juntarse, pero Carl Barat lo niega.

Pero entonces muere el promotor que organizaba los conciertos de los Libertines y deciden dar un concierto homenaje en Mayo. Se sienten comodos. Doherty saca un disco en solitario. Se re-encuentra con la música. Re-descubre lo bonito que era juntar a dos genios. Y empieza a hablar de seguir en Babyshambles, volver con los Libertines y seguir en solitario, todo a la vez.

Todo esto eran comentarios de Doherty que lleva hablando de reunir a los Libertines una buena temporada, sin llegar a haber nada concreto, pero después del concierto, ambos y Gary Powell (el batería) se tiran toda la noche juntos hablando, se sienten cómodos y ahora dicen que volverán el año que viene para sacar disco y gira. El comentario de Doherty en esta ocasión tiene más credibilidad, ya que lo dice después de haber tocado juntos y que Barat este convencido de que su viejo amigo no va a fallar en el escenario.

Así que, a pesar de lo loco que está Carl Barat con sus apreciaciones de que Doherty le pasa malas vibraciones y le rompe el Karma, y a pesar de lo mucho que le gusta a Doherty el dinero, parece ser que han fumado la pipa de la paz (probablemente con heroína dentro) y el año que viene podremos disfrutar del tan esperado tercer trabajo de The Libertines, esperemos que para largo... esperemos... porque les queda muy realista cuando se cantan el "Can't Stand Me" el uno al otro... Os dejo precisamente con el vídeo de la reunión en Mayo de este año cantando esta canción. El vídeo no tiene mucha calidad porque está grabado por un aficionado, pero se agradece igualmente.



Comentarios

Ginger dijo...

Perdón si una vez más correciones! para empezar Doherty jamás tuvo gran exito con Babyshambles asi que de esta banda no se forró, la única canción memorable es Delivery, el pobre Carl Barat y su banda no impresionaron a nadie y sus colaboraciones con Client tampóco han sido importantes. En cuanto a una reunión, espero que lo piensen bien porque hasta cierto punto ya tienen un nombre en la historia musical, que esta envuelto en mitos, leyendas y escándalo cosa que la gente adora en general, y pueden mantenerse así como un banda fugaz pero genial o arruinarlo y sacar algo que no sorprenda a nadie, yo prefiero el buen recuerdo de lo que alguna vez fueron por alguna extraña razón la mayoría de los "come back" resultan en desastre

CasaTurner dijo...

Perdona, no sé que pasó, el otro día cuando te conteste al otro, también te había contestado a este pero no le debí de dar a publicar.
Babyshambles no fueron el éxito del siglo, pero, principalemente en UK, llegaron a tener cierto éxito. Nunca llegó al nivel de The Libertines, pero vendireon unos cuantos discos y firmó un contrato bastante majo con discográfica porque igualmente, sigue siendo Pete Doherty.
Igualmente, ni Babyshambles, ni Dirty Pretty Things, me parecen nada del otro mundo. Se dejan escuchar pero no dan lo que se espera.
Sobre el comeback, estoy de acuerdo contigo en que si sacan algo, que sea bueno. Me gustaría oír más de The Libertines. El hecho de que no se lleven bien no me preocupa, porque tampoco se llevaban muy bien con el segundo disco y fue una pasada. Lo que me tiene más preocupado es que ahora el Doherty dice que se van de gira con o sin Barât y eso si que sería un error como una catedral. Pero bueno, ya veremos lo que hacen...

Publicar un comentario